Metodología Syspitch fue usada con éxito durante encuentro internacional IncubadorasLat



El III ENCUENTRO DE INCUBADORAS DE NEGOCIOS DE AMÉRICA LATINA Y EL CARIBE, IncubadorasLat, realizado este 17, 18 y 19 de octubre en Valparaíso y Viña del Mar, reunió a más de 40 instituciones y actores del ecosistema startup de Latinoamérica y el Caribe, con el objetivo de compartir metodologías, estimulando nuevos métodos de gestión y de apoyo para la internacionalización de nuevos negocios en la región.

Aumentar las oportunidades de internacionalización de los emprendimientos de toda Latinoamérica y el Caribe, mediante metodologías colaborativas entre las incubadoras de negocios de la región, fue una de los principales acuerdos logrados en la tercera edición de Incubadoras.Lat, encuentro internacional de las principales organizaciones que se ocupan de potenciar startups en Latinoamérica y el Caribe, y que se desarrolló por primera vez en Chile.

Co-organizado por el Instituto 3IE de la Universidad Técnica Federico Santa María y Chrysalis, la Incubadora de Negocios de la Pontificia Universidad Católica de Valparaíso, el evento contó con tres jornadas de trabajo a las cuales asistieron cerca de 50 organizaciones, de más de 13 países y cerca de 150 profesionales. Todos los asistentes estimulan la generación de emprendimientos dinámicos, mediante financiamiento y asesoría experta en diversos ámbitos.

Syspitch ayuda a definir prioridades en IncubadorasLat


El debate principal se centró en cómo trabajar colaborativamente para generar el salto que necesitan las startup de la región, llegando a la conclusión que en nuestro continente existen todos los elementos necesarios para que estas se proyecten y tengan éxito fuera de sus países, apostando a un crecimiento paulatino, donde muchas veces la experiencia de casos de éxito genera una mayor motivación y cultura pro emprendimiento.

Para facilitar la generación de consensos de los más 150 participantes, se utilizó la plataforma Syspitch, tecnología que opera en línea en tiempo real, que logra estructurar y focalizar conversaciones, todas en busca de una “economía conversacional”. Las sesiones fueron lideradas por Sylvio Campos, fundador y CEO de Syspitch, quien estuvo a cargo de las sesiones de:

  • MODELOS DE GESTIÓN DE LAS INCUBADORAS DE NEGOCIOS
  • PROPUESTA DE VALOR PARA LOS EMPRENDEDORES
  • COMPETENCIAS FUNDAMENTALES PARA EMPRENDER CON ÉXITO

Todos los presentes se mostraron gratamente sorprendidos ante la evidente eficiencia de Syspitch, puesto que en no más de 40 minutos, todo el salón pudo plantear y definir líneas de acción, tarea que, a través de métodos tradicionales utilizados en este tipo de encuentros, puede tardar con facilidad un día entero e incluso más.


Syspitch: el software que genera acuerdos colectivos en pocas horas




La escena se repite con regularidad en múltiples compañías y organizaciones: proyectos, planificaciones e iniciativas son discutidas por los tomadores de decisión durante varias sesiones de trabajo, las cuales pueden durar días, semanas e incluso meses. ¿El resultado?. Pasa el tiempo y no se genera el consenso necesario que deje a todos satisfechos, produciéndose una lamentable pérdida de tiempo y lentitud en la ejecución de la iniciativa.

Afortunadamente existe una solución para esta generalizada problemática: Syspitch.

Hablando desde la experiencia, el pasado 17 de octubre en el centro de Eventos Las Palmeras, en la ciudad de Rancagua, se realizó un taller de trabajo del Consejo Regional para la Educación Técnico Profesional de la Región de O´Higgins, con el objetivo de identificar, para cada una de las cinco dimensiones de la Estrategia Nacional de Formación Técnico Profesional, un ‘Nudo Crítico’ (problema/solución principal) a resolver, para el logro de la Misión y Visión en la Región de O ́Higgins.

En el citado taller, el equipo, liderado por el Ph. D Sylvio Campos, utilizó Syspitch, obteniéndose un notable resultado, puesto que se logró el anhelado acuerdo que muchos no esperaban. Syspitch permitió que los participantes pudiesen presentar sus ideas en forma propositiva mediante una plataforma web en tiempo real, ideas que pudieron ser vistas por todo el colectivo, donde los integrantes votaron por aquellas que consideraron más relevantes, estableciendo de este modo una priorización democráticamente establecida.

Lo más exitoso de la jornada fue el acuerdo obtenido por los 12 participantes de aquella jornada, el cual se logró en solo 2 horas de trabajo. Algo que sorprendió incluso a los mismos asistentes, quienes manifestaron su satisfacción por la plataforma y por el sustantivo avance en la discusión y en la definición de la Misión y Visión requerida por el colectivo.

Syspitch logró en un corto lapso de tiempo recoger centenares de propuestas, que el colectivo fue capaz de ponderar, priorizar y focalizar sin ninguna intervención verbal de por medio. Esto es muy interesante, puesto que Syspitch aleja la retórica y los ‘discursos’ de la discusión, enfocando los problemas 100% en propuestas claras y concisas, las que luego el software procesa, entregando el ‘Nudo Crítico’ de forma automática. De esta manera, todos los participantes tienen la misma ‘importancia’ dentro de la discusión virtual, y nadie puede, a través de su mejor oratoria, influir en el acuerdo final.

Finalmente, gracias a Syspitch, lo que pudo convertirse en un ‘desastre de Rancagua’, resultó en una grata y fructífera jornada de acuerdos, donde todos los participantes se retiraron conformes y con ganas de continuar la ‘discusión virtual’.